23 enero, 2008

¡Paella!

Un breve saludo desde casa, donde empezó ayer mi intensiva terapia arrocera contra la depresión post viaje.

Mi menú de ayer fue paella. El de hoy, sobras de la paella de ayer. Y a la pregunta materna de qué vas a querer comer mañana, tras pensármelo unos segundos, contesté: ¡arroz negro! (hombre, que no va a ser todo paella).

Pues sí, como si no hubiese comido suficiente arroz en Asia, aún voy y pido más (en realidad, estoy realizando un estudio experimental de caso único, sobre mi resistencia metabólica al estreñimiento auto inducido, una temática altamente escatológica, tan apasionante cuan delectable).
.

Bueno, no os aburro más con mis elucubraciones gastronómicas e intestinales. Solamente deciros un par de cosas.

A mis amigos de Castellón, que me muero de ganas por veros. Eso sí, durante el próximo par de semanas, voy a optar por la reclusión voluntaria. No es que me dé miedo salir a la calle (aunque tal vez no me venga mal un tiempito de adaptación para hacerme a la idea de que se me acabaron los tuk tuks y los puestos de comida callejeros con brochetas de pollo a 40 céntimos la pieza), sino que estoy metida de lleno en mis libros. Como parte de mis resoluciones para el 2008, está el sacarme un par de asignaturas de primer año de Psicología (tomándomelo con mucha parsimonia, sólo me he matriculado a dos, la bonita y la maría). Así que estoy en plan empollona, como en lejanos tiempos (Cesítar, ¿te acuerdas de esos cafés eternos que eran nuestros “descansitos” en la biblioteca? Avísame si te apetece tomar uno ahora, ¡ya sabes que yo me apunto en un plas!).

A nuestros fieles lectores, que aunque el viaje haya terminado, todavía nos quedan unos cuantos textos por publicar para terminar de vaciar nuestros tinteros. Sobre todo por parte del Junior, que aún tiene pendiente el contarnos sus aventuras por tierras birmanas. Y en cuanto pasen mis exámenes, prometo contaros un par de historias yo también, ¡con confesiones incluidas! Con que no nos perdáis completamente de vista todavía, que aún tenemos un par de sorpresas en la manga para vosotros…

Muchos besos a todos y especialmente a mi Juni, que está ahora mismo pasando frío en Dublín. Te echo de menos, cielo.

(Escrito por ella desde casita, en Castellón de la Plana, 23/01/08)

5 comentarios:

J dijo...

Hola Él, hola Ella. Sólo queremos daros las gracias por habernos hecho viajar durante todo este año por una gran parte del planeta con vosotros.
Descubrimos vuestro blog cuando estabamos preparando nuestro viaje a Malasia, y desde entonces se convirtió en blog de visita obligada cada día,gran parte de las 9.000 visitas han sido nuestras, seguro.
Os vamos a echar mucho de menos y
os deseamos que el retorno no sea retorno si no una breve parada en vuestros viajes.

PD. Aún nos acordamos de la colcha laosiana que casí ganamos en el concurso de Wichan.

Un abrazo a los dos.

Isabel y José dijo...

Hola J,

Pues yo también me acuerdo de las dichosas colchas laosianas, que he tenido que cargar con ellas hasta Castellón y ¡ahora no sé qué hacer con tanta colcha!

Acabo de mirar vuestro blog (súper bonito, ¿cómo habéis conseguido ese "banner" tan chulo?)... qué raro se me hace ver las fotos de los sitios en los que también estuvimos nosotros (suspiros) y también las de los sitios que nos perdimos (aún más suspiros).

Muchas gracias por habernos acompañado durante el viaje, sería un gusto conoceros en persona!

Besos,
Isa

CAROL dijo...

Mucha suerte en vuestra vuelta a casa. Os hemos seguido en la mayoria de vuestro viaje con curiosidad por leer como veian otros los sitios que ya habiamos visitado y tomando nota mental y escrita de vuestras experiencias en los que nos quedan por ver. Lo mejor que os puedo desear es que despues de este viaje vengan muchos mas. Y por supuesto, que sigais escribiendo.

Isabel y José dijo...

¡Gracias Carol! Ahora somos nosotros los que os seguimos de cerca. Ya veníamos haciéndolo esporádicamente durante el viaje, pero ahora que estamos en casa y que nos sobra el tiempo, vamos a estar al acecho, ¡y reclamando más y más posts!

Tanto a José como a mí nos encanta vuestro blog, ¡que está curradísimo!

Pasadlo bien, chicos, y... ¡hacednos soñar!

Un abrazo,
Isa

Los viajes de Gawi dijo...

Que bello viaje habéis hecho. Y echabáis de menos unas fabes, verdad?
Cuando llegué de mi último viaje lo primero que hice fue apretarme un bocadillo de lomo ibérico...es irremediable.
Espero esos textos que faltan
Enhorabuena